La vitrificación de ovocitos consiste en congelar mediante una técnica ultra rápida y muy segura los gametos femeninos. Hasta la aplicación de esta técnica, los resultados con la congelación lenta de ovocitos no habían sido satisfactorios, desde los comienzos de la práctica de la congelación ultra rápida (vitrificación) los resultados en estos últimos años han sido muy prometedores.
El sistema consiste en primero poder extraerle a la célula, en este caso el óvulo, todo el agua intracelular y reemplazarla por sustancias crio-protectoras, de esa manera al realizar la congelación rápida, no se producen hielo intracelular (que era el principal factor que dañaba a los ovocitos) , sino que se forma como una película semejante al  vidrio (de allí el término Vitrificación).
De esta manera se ha logrado poder congelar y descongelar óvulos, en forma muy segura (tasa de recuperación de ovocitos cercana al 99% ).
Este enorme avance de la medicina reproductiva ha logrado la posibilidad de congelar óvulos y así ampliar la indicación a:

  1. Pacientes que no quieran criopreservar embriones
  2. Pacientes con cánceres, previo al tratamiento oncológico.
  3. Pacientes que desean preservar su fertilidad a futuro (ver apartado de preservación de la fertilidad).
  4. Otras.

Preservación de la fertilidad:

Antes de contarles de que se trata, les explicaré aspectos biológicos que deben saberse a fin de no tener que recurrir a estas técnicas.
La biología reproductiva faculta al ovario para prepararse para la ovulación desde los 11 años aproximadamente. A partir de ahí, la mujer presenta ovulaciones muy efectivas que se estabilizan cerca de los 19 años y se mantienen muy ordenadas hasta los 35 años. Desde esa época comienza lenta pero indefectiblemente un descenso de la función ovárica que lleva a menores tasas de embarazo, mayores de aborto etc.
La disminución reproductiva se acentúa a partir de los 40 años.
La situación que se viene desarrollando hace años y cada vez con mayor énfasis, es que la mujer ha logrado un rol en la vida muy diferente del que tenía hace 30 años. Debido a su gran capacidad de estudio, organización etc fue ganado lugar en muchas áreas, lo que la llevó a seguir avanzando en capacitación, esto fue dejando de lado la reproducción por motivos obvios. Por eso la posibilidad de embarazo después de los 34 – 35 años baja sustancialmente.
Yendo al terreno del tratamiento, la vitrificación de ovocitos para preservar la fertilidad se  haría a fin de guardar los óvulos de una mujer joven que no teniendo pareja o deseos de fertilidad desea guardar su material biológico para el futuro. De esta manera esos óvulos que se guardan a cierta edad pueden usarse mas adelante (muchos años) siento o teniendo la edad ovocítica de cuando fueron congelados y no de cuando se los uso.
Ej una mujer de 30 años guarda a esa edad 15 óvulos, y a los 38 por cuestiones de la vida que explicábamos antes desea un embarazo y este no viene o ha tenido varios abortos espontáneos, puede descongelar esos óvulos de “sus” 30 años y así tendrá más posibilidades de éxito.

Hay sin embargo muchos otros puntos para analizar en la consulta en forma personal.
 
     
 

© dezuniga.com.ar - 2009

                     Beruti 2853 (C.A.B.A.) - Tel. 4823-5005 (Líneas Rotativas)
TecView | Diseño Web
Preservación de la Fertilidad - Vitrificación