La Fertilización in Vitro (FIV) es realizada con éxito desde el año 1976. Esta técnica consiste en realizar la fertilización de las gametas (óvulo y espermatozoide) fuera de la trompa humana y ser realizada en el laboratorio ( por eso in Vitro). Las primeras indicaciones fueron para aquellas mujeres que presentaban ambas trompas obstruídas, de tal manera, gracias a este procedimiento podían lograr un embarazo. Posteriormente las indicaciones fueron ampliándose, y hoy en día son numerosas sus indicaciones, a saber: Obstrucción tubaria, endometriosis, adherencias peritoneales, factor masculino, edad materna avanzada, trastornos inmunológicos, cromosómicos, etc.
La FIV consiste en una serie de pasos, donde inicialmente debemos realizar una adecuada ecografía a fin de evaluarlas características de los ovarios. Con un perfil hormonal dentro de límites normales, iniciaremos el estímulo con gonadotropinas para realizar el reclutamiento folicular. Acá debemos aclarar que fisiológicamente la mujer desarrolla un solo folículo cada mes, y con este estímulo lo que queremos conseguir es una respuesta acorde en número que nos permita poder extraer un buen número de óvulos. Para realizar este paso le indicamos a las pacientes una dosis de FSH recombinante, de esta manera vamos controlando el crecimiento de los folículos mediante ecografía y realizando extracciones de sangre para el dosaje hormonal.


Una vez que los folículos han adquirido un tamaño determinado se prepara todo para la punción o aspiración de los óvulos. Para esta técnica el paciente es citado en el quirófano y mediante una anestesia suave (no está entubada) sólo está dormida, procedemos a realizar la punción (ver foto) , que se hace vía vaginal (no quedan marca alguna visible en el cuerpo).

 

Highslide JS

Highslide JS

 
Una vez realizada la extracción (recordemos que este es un paso clave, ya que en algunos casos pueden no salir los óvulos), si salen estos son clasificados por el biólogo y allí los que están en condiciones o sea maduros y no fracturados (foto 1) son puestos a fertilizar. Luego al día siguiente los óvulos que fueron fertilizados son evaluados por los biólogos para analizar las características del proceso de fertilización.
Acá puede pasar que el óvulo haya sido fertilizados normalmente, es decir, se puede observar los dos pro núcleos (el masculino y el femenino) otras veces la fertilización es anómala y puede haber ovocitos con tres o con un solo pro núcleo (foto 2).

Highslide JS


 
Si la fertilización se ha hecho en forma normal, se observa el desarrollo embrionario es decir como se van multiplicando las células del embrión en esos días (ver foto 3 de embrión día 2 y día 3 de desarrollo ).

Highslide JS

 
Si todo salió bién, se procede tres días después de la punción a la transferencia de los embriones al útero vía vaginal. Este paso es sumamente importante y gran parte del éxito del tratamiento depende de esto. Para realizarlo en general el paciente es colocado en posición ginecológica y luego de la colocación del espéculo se realiza limpieza del área vaginal con un medio especial para ello, luego se introduce un catéter muy delgado (foto 4) y mediante

control ecográfico (foto 5) evaluamos la zona donde son depositados el o los embriones.

Acá nos detendremos unos parrafos para comentar algunos aspectos importantes.
Cuántos embriones conviene transferir? Esa pregunta es difícil de contestar pues hay varios factores para analizar. Uno de ellos es la calidad embrionaria ya que no todos los embriones de 72 horas de desarrollo son de buena calidad morfológica. Dentro de este punto se contempla el número de blastómeras (células) que tiene el embrión, y el porcentaje de gránulos que presenta. A mayor número de células y menor porcentaje de gránulos es embrión es de mejor calidad. La mayor calidad embrionaria está asociada a mayor porcentaje de implantación por parte de estos embriones.

Highslide JS

 
En la práctica llamamos embriones muy buenos a los clase 4, buenos a los clase 3, regulares a los clase 2 y malos embriones a los clase 1 (foto 6). Una vez transferidos los embriones la paciente permanece un tiempo en reposo y se dirige a su domicilio para continuar con el reposo. Este reposo es relativo, debe estar en cama pudiéndose levantar para el baño, comidas. Por supuesto deben continuar con medicación para ayudar a la implantación. Para esto se utilizan diversas drogas entre ellas progesterona, aspirinetas, corticoides en baja dosis.

Highslide JS

 
Ahora bien, que ocurre con el o los embriones dentro del útero. Luego de ser transferidos en un plazo no mayor a 72 hs o se implantan al útero o se disgregan como grupo de células. Pero previo a eso el embrión sigue su curso de desarrollo y llega al estado de Blastocisto para luego hacer el hatching e implantarse (foto7).
 
 
   
 

© dezuniga.com.ar - 2009

                     Beruti 2853 (C.A.B.A.) - Tel. 4823-5005 (Líneas Rotativas)
TecView | Diseño Web
Preservación de la Fertilidad - Vitrificación